Metodo efectivo para generar ventas

e-mail masivo para negocios

Un método efectivo para crear un grupo de ventas en internet consiste en desarrollar primero los clientes para luego convertirlos en distribuidores.

Muchos no utilizan este método, prefieren abordar directamente a las personas que andan buscando una oportunidad de negocio, y se dedican casi exclusivamente a tratar de patrocinar distribuidores.

Pero, al hacerlo así, no sólo eliminan a clientes potenciales, sino que excluyen a muchos de ellos que posteriormente podrían decidir distribuir el producto, ya sea porque les gusta o porque han cambiado las circunstancias de sus vidas y ahora buscan alguna forma de ganar dinero.

Este proceso de convertir a los clientes en distribuidores tiene mucho sentido si se considera el vasto número de personas que Son clientes potenciales con respecto a los probables distribuidores serios en un negocio por internet o en multinivel (una relación que oscila entre 10 o 20 a uno).

Hay muchas más posibilidades de encontrar clientes que distribuidores.

Pero es que esos clientes también pueden ser una fuente de otros porque una vez que la gente se engancha con el producto, casi automáticamente habla de éste con otras personas.

Luego, al mostrárseles cómo pueden ahorrar dinero convirtiéndose ellos mismos en distribuidores y comprando al por mayor, o al indicarles con qué facilidad pueden ganar dinero haciendo lo que ya hacen, es decir, hablar a otros del producto, se logra convertirlos en nuevos distribuidores con relativa facilidad.

Si hubiera intentado convencerlos desde el principio para que se unieran al negocio, posiblemente lo habrían rechazado. Pero ahora les gusta el producto, ya han mantenido una relación prolongada con usted y son, por lo tanto, más receptivos.

Además, quizá se den cuenta de que si es realmente tan fácil convertirse en distribuidor y patrocinar a otros, como fue para usted al hacerlos clientes.

Quienes han convertido a los clientes en distribuidores suelen utilizar la mayoría de las estrategias siguientes:

  • Utilizan ellos mismos el producto y despliegan un verdadero entusiasmo por él.
  • Utilizan cada oportunidad que se les presenta para hablar de su producto, y entablan una conversación de una forma casual e informal para describirlo como algo que les entusiasma o capaz de ayudar a otros.
  • Si las características del producto permite ofrecer muestras gratuitas, las entregan y piden a la persona que les llame para informarles de los resultados, o bien ellos mismos llaman al cabo de unos días para realizar un seguimiento.
  • Si publican anuncios o utilizan otras técnicas de promoción, sólo lo hacen del producto, aunque en ocasiones indiquen que también existe una oportunidad de negocio. Pero eso sólo lo mencionan como algo secundario y enfocan la atención en lograr que la persona pruebe y use el producto.
  • Disponen siempre de algo de producto a mano para suministrarlo a sus clientes al por menor, y hacen los pedidos para sus clientes, según sus necesidades.
  • No se limitan a suministrar el producto al cliente, sino que lo ayudan a usarlo de manera efectiva.

Esa asistencia es especialmente importante en el caso de productos de salud o de alta tecnología, pues los consumidores pueden usarlos de forma incorrecta y, en consecuencia, sentirse insatisfechos o frustrados.

  • Invitan a la gente a asistir a reuniones o demostraciones del producto para obtener más información acerca de cómo usarlo y por qué funciona como lo hace.
  • Una vez que el consumidor parece convencido de las bondades del producto, le explican que también puede adquirirlo a precio de mayorista, firmando un contrato como distribuidor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here