Saltar al contenido

Moda mexicana se vende en el mundo gracias al e-commerce

moda mexicana en el mundo

Cuando se habla de moda, muchos pueden pensar en las tendencias que se observan en Europa, Estados Unidos, e incluso Asia, sin embargo, son pocos los que piensan en Latinoamérica como un verdadero centro del desarrollo de la industria textil. Sin embargo, esto estaría cambiando con el pasar de los años.

Si bien es cierto que todavía estaríamos lejos de competir mano a mano con marcas y cadenas de las grandes potencias, la realidad es que nuestra moda es cada vez más demandada por los consumidores globales, especialmente los productos provenientes de México, que se estarían ganando un lugar en el Top of Mind de los entusiastas de la industria.

Pero, ¿por qué se está viendo este cambio drástico sin precedentes? De acuerdo a muchos, esto sería gracias a la masificación del comercio electrónico.

E-commerce y exportación de moda latina

A lo largo de los años, la moda Latinoamericana parecería haberse posicionado como una de nichos, estudiada únicamente por los amantes de la industria. Sin embargo, de acuerdo a distintos profesionales, esto se debe a que la mayoría de las marcas regionales no ha «sentido la necesidad» de iniciar un proceso de exportación.

En los últimos años, a medida que estas marcas lograron dominar sus respectivos mercados, comenzaron a desarrollar estrategias para poder darse a conocer en el extranjero. Esta estrategia estaría siendo copiada por las pequeñas cadenas y diseñadores, quienes ven una oportunidad para incrementar su generación de ingresos a través del posicionamiento en otros mercados.

México, al ser un proveedor histórico para las industrias del arte, la moda y la belleza, no solo se ha centrado en este tipo de estrategias, sino que incluso estaría buscando liderar la “carga” con la misión de agilizar este proceso de posicionamiento.

Marcas comienzan a expandirse

Si bien las marcas y firmas especializadas en el sector manejan estrategias que no significan necesariamente una masificación a través del e-commerce, la realidad es que buena parte de las tiendas departamentales que subsisten de sus productos textiles, estarían incrementando sus inversiones para lograr una expansión digital en el menor tiempo posible.

Tiendas como Liverpool, Suburbia, y Sanborns son algunos de los ejemplos más representativos de este fenómeno evolutivo.

Con una valoración cercana a $160 millardos durante el 2016 según BMI Research, el mercado de la moda latinoamericana estaría dejando de ser uno de nichos, para convertirse en uno de masas a nivel global.

Aunque no existen cifras oficiales sobre los años más recientes, se infiere que el crecimiento ha sido significativo.

Grandes cadenas se adentran en el e-commerce

Este interés por digitalizarse también ha afectado a las grandes marcas que operan en el país, teniendo como ejemplo más claro al de la compra de Privalia, en una operación conjunta entre Victoria’s Secret y Abercrombie, una de las plataformas de e-commerce más representativas de la industria de la moda en México.

Como lo explicamos, no solo las marcas internacionales han comenzado a invertir en su expansión digital, sino también las cadenas nacionales que buscan cimentar su dominio en ciertas regiones mexicanas. Poder acceder fácilmente a cualquier catálogo de Cklass, Price Shoes, Andrea, entre otros minoristas locales, es un ejemplo de esta revalorización de la presencia digital.

El posicionamiento de la moda mexicana en los mercados extranjeros parecía una tarea imposible hasta hace algunos años, sin embargo, gracias a la masificación del comercio electrónico, esta meta sería cada vez más accesible. Nuestro país, así como nuestros profesionales, no solo tendrá que mantener el proceso de digitalización que ha vivido en los últimos años, sino también potenciarlo de cara a un comercio regional cada vez más competitivo.